domingo, 27 de septiembre de 2015

Alquimia


Mezcla orgullo y vanidad, añade un puñado de soberbia, condimenta con una pizca de desdén, agita todo unos instantes… y obtendrás la quintaesencia del estúpido.

2 comentarios:

  1. El molde además es irrompible y sirve para hacer del arquetipo una multitud. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar